El arte de liderar

“No hay un modelo único de liderazgo, porque líder se nace, pero también se hace”

La Universidad Nebrija tuvo la ocasión de celebrar en su Campus de Madrid la presentación de libro El arte de liderar, basado en una compilación de entrevistas a quince directivos de éxito con el propósito de inspirar a las nuevas generaciones de directivos de grandes compañías, pymes y startups para que velen por la sostenibilidad de sus organizaciones a la vez que generan un impacto positivo en las personas y en la sociedad.

El libro ha sido publicado por la editorial Almuzara y Alfonso Jiménez, socio director de PeopleMatters y miembro de la junta directiva de AED, ha sido el coordinador de todas las entrevistas que componen la obra.

Manuel Pimentel, editor de Almuzara, dio comienzo a la presentación explicando la pertinencia de la obra porque “no hay un modelo único de liderazgo, pero hay atributos compartidos. Por eso se puede aprender viendo a otros líderes reconocidos”. Según Pimentel: “Líder se nace, pero también se hace”.

A los alumnos presentes en el acto les dijo que “la actitud y el conocimiento es importante, es un motor interno que os hará los líderes de mañana”.

En la presentación se formó una mesa redonda con dos de los directivos entrevistados para la obra, el editor de Almuzara y Alfonso Jiménez. María Dolores Descansa, consejera delegada de Bankinter y Alberto Durán, vicepresidente primero del Grupo Social ONCE, respondieron a las preguntas junto a Pimentel.

María Dolores Descansa destacó, de entre sus características, “mi sentido de la responsabilidad, la energía que pongo en lo que hago y ser fiel como a algunos valores como transmitir que el trabajo que hacen los empleados es importante”. Se definió como una líder exigente, aunque no autoritaria: “No me gusta trabajar en ambientes con luchas de poder porque desgastan mucho y te hacen perder el tiempo. Hay que trabajar en la misma dirección”.

Alberto Durán aconsejó “saber rodearse de gente mejor que tú para poder delegar y hablar con la gente para saber cómo van las cosas”.

Manuel Pimentel quiso destacar valores, como la constancia y la reflexión, en los líderes, que les harán flotar y no “el líder aventurero y arriesgado que al final cae”. En esta línea Descansa explicó que “dirigir es asumir riesgos y hay que ser valiente, pero también hay que ser ético en el trabajo”. Durán se mostró de acuerdo con esta idea y aseguró que “un  directivo tiene que ser una  buena persona, con una ética sólida, que comunique bien y con humildad”.

Alfonso Jiménez preguntó a los directivos por los momentos más complicados en su camino hasta su posición. La consejera delegada de Bankinter los encontró en los momentos en los que “cambias de responsabilidad porque tienes que demostrar tu valía y tienen que confiar en ti”. Para Durán una de las mayores dificultades se las ha encontrado cuando “se te encarga algo donde parece que no funciona nada y casi nadie cree que pueda cambiar. Es un círculo vicioso y un entorno sin motivación. Ahí tienes que buscar apoyos”, explicó.

Los directivos también hablaron de los momentos de soledad. Descansa valoró positivamente estos momentos porque “estar solo cuando tienes que decidir algo te lleva a ser concienzudo”. Manuel Pimentel añadió que “las decisiones nunca son gratuitas, todas tienen un coste”.

También tuvieron unos consejos para los alumnos. “Que se formen bien y desarrollen capacidades sólidas y se rodeen de un entorno que sepa apreciar esas capacidades. Sed tenaces y proactivos”, afirmó Descansa. Alberto Durán puso el acento en la importancia de la comunicación en la empresa. “La experiencia personal es importante transmitirla por eso la comunicación hacia la empresa es fundamental y hay que dedicarle mucho tiempo”. Pimentel les recomendó “trabajar bien, con inteligencia y ambición”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *